Guía para completar Un chocolate caliente de muerte en Assassin’s Creed Unity

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Un chocolate caliente de muerte

Los Asesinatos por resolver de Assassin’s Creed Unity harán que nos metamos en la piel de un detective para encarcelar a los culpables, y nosotros os queremos mostrar cómo resolver todos los misterios para recibir la máxima recompensa. Después de desvelaros cómo completar El asesinato de Jean-Paul Marat, hoy le toca el turno a Un chocolate caliente de muerte, que encontraremos marcado en el mapa en el distrito Le Marais. Para comenzar, tendremos que interactuar con el cadáver que hay en el jardín.

Pistas en el jardín

La primera pista que hay en el jardín es el cadáver de la mujer llamada Valérie Duclos. Su vestido es muy elegante y su cara tiene una mueca horrible fruto de su muerte, aunque no presenta signos de violencia física.

En el suelo, cerca de la mujer, hay una taza de porcelana con restos de chocolate caliente. Más adelante veremos varias flores que pueden ser mortales si se ingieren.

En un banco encontraremos un anillo que ha sido arrojado a los matorrales, y que tiene una perla que resulta ser una especie de frasco para guardar líquidos. En su interior sólo queda una gota de una sustancia pegajosa.

Por último, hablaremos con la mujer que hay en el jardín llamada Amélie Monvoisin para escuchar su declaración. Nos dirá que Valérie es su hermana, y que no puede creer que Georges la haya envenenado. Según nos cuenta, su hermana se comportó de manera horrible durante la cena, bebiendo e insultando a los invitados, e incluso amenazó con denunciar al señor Georges.

Pistas en la cocina

Podremos escuchar la declaración de la doncella en la cocina, quien nos comentará que la señora Valérie nunca le ha gustado y que siempre se comporta muy mal con su hermana Amélie y con el resto de las personas que tiene a su alrededor.

Veremos un mortero y un pilón usados para moler las hierbas del jardín, y por último las provisiones de cocina, entre las que se encuentra un tarro con cacao en polvo molido, una jarra vacía de leche y una urna con azúcar.

Pistas en el comedor

En el comedor encontraremos a Pierre Duclos, hijo de la fallecida, quien nos dirá que su madre tiene un carácter difícil, pero que ese día estaba especialmente insoportable, posiblemente a raíz de una carta que había recibido. Valérie salió enfadada al jardín y Lucille se disponía a llevarle una taza de chocolate caliente cuando Amélie se la quitó de las manos diciendo que sólo conseguiría enfadarla más.

En la mesa hay una carta de Valérie dirigida a su hijo Pierre, en la que le reprende por su conducta y por haber heredado el dinero de su marido tras su muerte. También le advierte de que ella es la legítima dueña del dinero y que pronto lo recuperará, con lo que le cortará las alas.

Al otro lado está Georges Villiers-Segonac, que nos comentará que le amenazó, pero que era algo habitual en Valérie. Se fue a la terraza para tranquilizarse y Amélie le mandó al jardín para llevarle un chocolate caliente a su hermana.

También veremos una olla de plata con varios vasos a su lado, uno de ellos lleno de chocolate, y en la misma mesa, una tabaquera que pertenece al señor Georges.

Pistas en el estudio y en la terraza

Encontraremos cuatro pistas en el estudio. La primera es un libro titulado La sociedad parisina, que habla de ciertos casos de envenenamiento. Junto al sofá hay otro gran libro que tendremos que investigar.

Al lado de la ventana hay una pila de documentos, entre los que destaca una carta que habla de asuntos de herencias, y en el otro extremo del estudio hay una carta arrugada dirigida a Valérie en la que una persona misteriosa le cuenta los motivos por los que no puede administrar la herencia de su difunto marido.

La última pista está en la terraza, y es la declaración de Lucille Tuchet, la prometida de Pierre. Nos dirá que se llevaba bien con Valérie y esa noche parecía más furiosa que de costumbre.

Ya podemos encajar las piezas y acusar a la verdadera culpable, Amélie Monvoisin, que envenenó a su hermana puesto que pensaba que merecía mucho más el dinero que Valérie iba a tener disponible, ahora que iba a quitarle la herencia a su hijo Pierre Duclos.

Para finalizar la misión tendremos que hablar con Lapparent, y cuando lo hagamos recibiremos la recompensa, la espada de una sola mano llamada Hilted con la que tendremos un 25% de daño extra al mejorarla y 500 monedas.

Archivado en Asesinatos por resolver, Assassin's Creed, Assassin's Creed Unity, Guía, Tutorial, Ubisoft
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (10)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion